Microrrelatos

PEDAGOGÍA

Imagen tomada de Google images.
Imagen tomada de “imágenes de Google”.

A los alumnos que se granjeaban su antipatía, el profesor Claude Poil-De-Carotte les mostraba abierta hostilidad. Calificaciones aparte, un tono bien agresivo contenido por gestualidad neutra y lenguaje medido, exageradamente cortés, los desalentaba. Es ésta una habilidad francesa que constituye un acoso muy eficaz, porque a uno lo tratan como a una mierda, pero con educación, lo que produce notable desconcierto y dificulta la réplica. La impertinente Irina Kalashnikova, que lo sacaba de quicio cuando le respondía con voz inaudible y media sonrisa intencionadamente ofensivas, cedió pronto y después de unas pocas clases no se la volvió a ver. Aún así, Irina aprobó el curso: el recio Dimitri, emisario de papá, insistió con inapelables argumentos y Monsieur Poil-De-Carotte no necesitó que le sacudieran dos veces.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s